Las jinetas son depredadores nocturnos que viven y cazan de forma solitaria, aunque toleran la presencia de otros individuos de su misma especie en las cercanías. Ocasionalmente, las hembras cooperan en la caza con sus crías subadultas o con algún macho.

No tienen auténticos depredadores, aunque a veces pueden ser cazadas por algunas aves de presa o por zorros.

En el norte de África se las domestica con cierta regularidad en las zonas rurales, donde, al igual que los gatos, libran a las granjas de pequeños animales. Son animales de mordisco fácil: los ejemplares criados en cautividad deben manejarse con precauciones, pues se van tornando más ariscos con la edad.

Llegó a Europa desde el norte de África a través de la península ibérica. Está muy extendida la teoría de que fue precisamente durante la ocupación árabe en el siglo VIII. Sin embargo, esta teoría goza de poco prestigio en la actualidad, y se cree que la introducción de la jineta habría sido más temprana.

 

Scroll Up